10 mayo 2006

SEÑAS

Al acantilado solo le acompañan
Las voces de los que tragó.

*
El colesterol sube.
El estercolesterol.
*

Las uñas se desprenden de la garra
No quieren arañar más el aire.
La manicura de los tiempos.
*
Se delectan con hambre las pieles
de salivas ignotas, de la palabra hecha
agua, del sabor perdido cuando
escupían los tiempos huesos y ropa sucia.
*
Los triángulos encierran
tres rincones y tres aristas.
Afiladas.
*
Las hogueras suplican huir de su rescoldo.
Desea la ceniza acumularse y ser leña.
*
Teníamos una dirección.
Ahora no tenemos nada.
Solo el impulso de ir hacia algún sitio.
Quemaron los mapas.
O los dieron en las escuelas.
Solo tenemos unas señas.

4 comentarios:

Daniel dijo...

Uffff. Me he quedado sin aliento. Tremendo poema, hermano...

garcía argüez dijo...

te sales!!!!!!

Nobody's boy dijo...

Sólo tenemos unas señas. Ole.

David Franco Monthiel dijo...

y yo que os agradesco tanto,
ganas de veros

besoz